En Mi Mundo Interior | Y el día que me muera…
286
post-template-default,single,single-post,postid-286,single-format-quote,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

— Y el día que me muera…

Habré cruzado puentes y montañas. Sumergido en bravas aguas, perdido en peligrosas junglas, y en medio de desiertos caminado .

Habré viajado por medio mundo, conociendo las realidades de cada sitio, fuera  de lo que cada pais quiere mostrarnos, o de un viaje organizado.

Habré conocido gente mala y buena. Gente incluso peligrosa. No solo por la fuerza que albergaban sus manos, o el odio de su mirada. Gente sibilina, de retorcidas mentes malvadas, que me han puesto piedras en el camino, y que como pude he saltado.

Habré amado, más que nadie, o al menos lo máximo que pude. En silencio en algunos casos. Buscando un amor perfecto, que por circunstancias de la vida, aún no he hallado.

Habré plasmado en escritos, mis pensamientos más sinceros, mis opiniones, y mis anhelos,  y admito que con ellos aún no he acabado.

Habré pintado cuadros, sin trazos finos o delicados, pero míos, al fin y al cabo, con las torpes manos que me he encontrado.

Habré organizado cientos de fiestas, para miles de personas, incluso millones, si sumamos estos años. Gentes que sin saberlo, estaban siguiendo un plan por mi trazado.

Habré producido un evento de magníficas dimensiones, con miles de personas a mi cargo, desde la brillantez de la sombra, desde la ausencia del protagonismo, que otros se han colgado.

Habré luchado, con la fuerza de mi empuje, con mi entusiasmo. Luchas a veces perdidas, y algunas otras que aún no han terminado.

Habré defendido la honestidad, la rectitud, y la seriedad, debiendo admitir que en muchos casos he fallado.

Habré estudiado, aprendido, y cosechado un par de masters a mi cargo. Títulos sin valor, sin el conocimiento que me han dado.

Habré tendido mi mano, a aquellos que me he encontrado. Para ser luego ayudado en muchos casos, y en otras mordido o rechazado.

Habré conocido a decenas de miles de personas, que me han enseñado en este largo camino que es la vida, que lo bueno es mantener a aquellas que son importantes a tu lado.

Habré ganado dinero. Bastante en algunos casos. Para haber conocido la otra cara, y haberme despertado arruinado.

Habré compartido momentos con tigres, elefantes, leones, ballenas, mantas raya, tiburones, monos, perros, caballos, vacas, gatos, conejos, palomas, iguanas, serpientes, loros, tortugas, patos y muchos más animales a los que he tocado.

Habré ganado campeonatos, individuales y colectivos, y conocido a muchos deportistas, con los que multitud de buenos momentos he pasado.

Habré tenido muchos empleados a mi cargo, salvo determinados casos, en que yo era el empleado.

Habré tenido socios, e iniciado aventuras por mi lado.

Habré saltado en parapente, tirolina, hecho puenting, y conducido fórmulas y coches de competición, me habré arrojado de barrancos y precipicios, e incluso me habré peleado.

Habré detenido injusticias, ataques contra mujeres, e incluso intentos de asesinato.

Me habré perdido en paises extraños, viviendo situaciones límite, que mi caracter ha forjado.

Habré leido millones de letras, ocultas en cientos de libros, o incluso miles, y también por haber podido, por Internet navegado.

Habré estado al borde de la muerte, en algunas ocasiones, para haberlo superado.

Me habré partido la cara, y la cabeza, de lado a lado.

Me habré herido, enfermado, y lesionado.

Habré decepcionado, errado, equivocado y  fallado,  y en estos casos, lamento no haberme disculpado.

Habré tenido amigos de todas las razas, credos o religiones. Sin que esto en ningún momento me haya importado.

Habré iniciado proyectos, que por mi falta de pericia, dinero o talento, en algunos casos no he terminado.

Denuncié y he sido denunciado.

Golpeé y he sido golpeado.

Amé y he sido amado.

Follé, y me han follado.

Pero sin duda, mi familia y mis amigos, es lo mejor que la vida me ha dado.

Y lo mejor de todo, amigo, es que esto no se ha terminado.

No Comments

Post A Comment